DE ÓXIDO Y HUESO

Por: Mario Arango Escobar.

jacques-audiard-30-04-1952-2-gJACQUES AUDIARD

Nació en 1952, en París. Es hijo del guionista de cine Michel Audiard. Cuando termina sus estudios secundarios se dedica a ejercer como profesor, posteriormente, motivado por su padre, se inicia como montador de películas. A comienzos de los años 80, se consagra con éxito a la escritura de guiones.

Se inicia en la realización cinematográfica en 1994 con “Mira a los hombres caer” (Regarde les hommes tomber). Es la historia de Simón, un vendedor que va en busca de los asesinos de su amigo Mickey. Cuando los encuentra, descubre a una pareja a la que une una extraña amistad. La película obtiene el Premio César a la Mejor Ópera Prima.

Dos años más tarde, en 1996, realiza “Un héroe muy discreto” (Un héros très discret). En Francia a finales de la Segunda Guerra Mundial, Albert Dehousse descubre que su padre no era un héroe de guerra y que su madre era una colaboradora. Por todo ello decide abandonar a su familia y trasladarse a París para colaborar con la resistencia y localizar a los colaboradores. La película es reconocida con el Premio al Mejor Guión en el Festival de Cannes de 1996.

“Lee mis labios” (Sur mes lèvres, 2001) es la historia de Carla, una secretaria sorda a quien se le ordena contratar un asistente. Es entonces cuando en su oficina aparece Paul, un tipo atractivo con un pasado carcelario. La mujer se siente fuertemente atraída por este individuo, y Paul se aprovecha de la habilidad de Carla para leer los labios.

En el 2005, escribe y dirige “De latir mi corazón se ha parado” (De battre mon coeur s’est arrêté). Thomas es un hombre que vive en un mundo de negocios oscuros relacionados con la venta de propiedad raíz. Pero Thomas tiene una pasión secreta: el deseo de convertirse en pianista profesional. Sin embargo, el choque entre ambos mundos, la música y el crimen, será más complejo y doloroso de lo que imagina.

“Un profeta” (Un prophète), película del año 2009, narra la historia de Malik, un joven delincuente francés de sangre árabe, que cae preso por un crimen menor. Solo y sin recursos, es abusado por otros presos, hasta que comienza a escalar posiciones, y termina convirtiéndose en uno de los más temibles reclusos.

“De óxido y de hueso” (De rouille et d’os) (2012), película que será analizada en nuestro cineclub.

Marion-Cotillard-and-Matthias-Schoenaerts-in-Rust-and-Bone

DE ÓXIDO Y DE HUESO /DE ROUILLE ET D’OS. 2012. GÉNERO: DRAMA. DURACIÓN: 120’. PAÍS: FRANCIA.

Dirección: Jacques Audiard. Guión: Jacques Audiard y Thomas Bidegain (Novela: Craig Davidson). Intérpretes: Marion Cotillard, Matthias Schoenaerts, Céline Sallette, Bouli Lanners, Alex Martin, Corinne Masiero, Tibo Vandenborre. Fotografía: Stéphane Fontaine. Música: Alexandre Desplat.

Sinopsis: la película narra el encuentro entre Ali, un boxeador, rudo y hostil, padre de un hijo al que apenas conoce, y Stéphanie, una domadora de orcas, que tras sufrir un grave accidente queda discapacitada. Ambos intentarán superar la tragedia de sus vidas…

Fiel al realismo más crudo, Jacques Audiard, al igual que en “Un profeta” y “De latir mi corazón se ha parado”, vuelve a impactar emocionalmente al espectador con “De óxido y de hueso. En esta oportunidad nos ofrece una historia de amor poco convencional, surgida desde la tragedia. Por un lado nos encontramos con Ali, un boxeador, rudo, primario, incapaz de amar de verdad. Del otro lado está Stephanie, una mujer sensible, entrenadora de orcas, que ha quedado en silla de ruedas tras sufrir un grave accidente. Entre ambos surge una relación, que Audiard conduce con acertado pulso, pues se trata de una historia compleja, entre dos seres totalmente antagónicos. El único punto en común que poseen es el infortunio de sus vidas y en este hecho se apoya el director y guionista francés para construir la otra cara de la moneda, es decir, el camino de superación que tanto Ali como Stephanie comienzan poco después de que sus vidas se crucen.

Con gran habilidad, Audiard mezcla equitativamente sensibilidad y crudeza para mostrarnos la evolución de unos personajes que poco a poco van encontrando la manera de darse mutuamente para redimirse, y encontrar sentido a su existencia. Y a fe que lo logra, gracias a la pareja de actores protagónicos.

Ali se acerca a Stephanie de manera natural, y no siente ninguna compasión ante su discapacidad. Así crecerá la amistad y ella, con gran sutileza, va rompiendo la coraza de rudeza en la que Ali esconde un corazón lleno de sentimiento.

Marion Cotillard en el papel de Stephanie, muestra todo su quehacer actoral, en una interpretación contenida, sutil y llena de matices. Matthias Schoenaerts, por su parte impacta en un rol que asume con toda la dureza que el personaje requiere; su evolución desde el principio al final del metraje; es absolutamente creíble, y digna de elogio.

La ambientación de la película en la Costa Azul francesa, le confiere a la puesta en escena una iluminación magnífica, que está en contraste con una historia dura y unos personajes oscuros.

Una bellísima fotografía, donde cada plano está bastante meditado, pero no por ello falto de frescura y una banda sonora a cargo de Alexandre Desplat muy acertada, que enfatiza las emociones que experimentan unos personajes sumidos en el dolor, pero que no pierden la esperanza…

De entre las muchas escenas de singular belleza que el director francés nos ofrece, quiero referirme a la que ocurre cuando Stephanie, después del accidente, está sentada en la silla de ruedas y con una sonrisa en su rostro, recrea los movimientos con los cuales daba órdenes a las orcas.

Para destacar, dentro de apartado técnico, la utilización de las imágenes generadas por computador (CGI), con las cuales Audiard logra eliminar las piernas de Marion Cotillard, que logran conmover hasta el espectador más desprevenido y realzan la magistral interpretación de esta notable actriz.

“De óxido y hueso”, una historia de amor, sin falsos sentimentalismos, llena de realismo, como la vida, sin los estereotipos made in Hollywood.

Premios:

2012: 4 Premios César, incluyendo Mejor Guión Adaptado. 9 nominaciones.
2012: Globos de Oro: 2 nominaciones: Mejor Película de Habla No Inglesa y Mejor Actriz (Cotillard).
2012: Festival de Cannes: Sección Oficial de Largometrajes.
2012: Critics Choice Awards: 2 nominaciones.
2012: Premios BAFTA: 2 nominaciones, incluyendo Mejor Actriz.
2012: Seminci: Mejor Dirección, Mejor Actor (Schoenaerts), Mejor Guión.
2012: Independent Spirit Awards: Nominada a Mejor Película Extranjera.
2012: Premios Goya: Nominada a Mejor Película Europea.