THOMAS

Por: Mario Arango Escobar.

thomas-soini-1

MIIKA SOINI

Nació en Rusko, Finlandia, en 1973. Estudió Dirección de Cine en la Escuela de Cine de Helsinki y Dirección teatral en la Academia de Artes de Turku. Trabajó en varias oportunidades con Mika Kaurismaki como asistente de dirección. Con el realizador sueco Roy Andersson trabajó durante dos años en el Departamento de Arte, realizando los decorados para “You, the Living” (2007).
Realiza su primer largometraje “Thomas” en el año 2008, película que presentamos en nuestro cineclub.

En el año 2013 presenta “Broken”. La película narra la historia de Alvar, un hombre de mediana edad, que trabaja en una galería de arte. Un día llega allí una pintura cuyo título es “Broken”, él queda fascinado con esta obra y empieza a ahorrar para adquirirla. Sin embargo, la llegada de una chica drogadicta que aparece en su vida, a la que Alvar decide ayudar, hace cambiar sus planes, y su vida…

kuva2

THOMAS (2008). GÉNERO: DRAMA. PAÍS: FINLANDIA. DURACIÓN: 70’.

Dirección: Miika Soini. Guión: Miika Soini (Historias cortas: Kjell Askildsen). Intérpretes: Lasse Pöysti, Pentti Siimes, Eila Halonen, Marja-Leena Kouki, Aarre Karén. Fotografía: Daniel Lindholm. Música: Lasse Enersen.

Sinopsis: la película nos presenta a Thomas, un médico jubilado, que vive solo en un pequeño apartamento. Su única compañía es un retrato de su esposa, un viejo radio y un tablero de ajedrez. Las pocas veces que se aventura a dar un paseo, debe enfrentarse con su pasado y con un mundo que se ha olvidado de los ancianos…

El director Miika Soini, basándose en un relato del novelista noruego Kjell Askildsen, “Últimas notas de Thomas F. para la humanidad”, nos presenta su ópera prima, en la que se advierte la presencia del cine de Aki Kaurismaki. Al igual que su compatriota, Soini se sirve de una puesta en escena minimalista y sobria, donde abundan los silencios y escasean los diálogos. Como en las películas del gran maestro finés, “Thomas”, se vale de un guión bastante sólido, donde lo superfluo no tiene cabida, y donde una historia, aparentemente simple, sirve para hablar de temas universales con gran profundidad.

La cámara de Miika Soini persigue a Thomas en su rutina diaria. En su compañía entramos en la agobiante soledad del anciano, que pasa su tiempo jugando largas jornadas de ajedrez, en solitario. Mirando a través de la pequeña ventana, único contacto que tiene con el exterior y escuchando música clásica en un viejo radio. El retrato de su esposa es el testigo mudo de esta existencia sombría y lúgubre.

La película está protagonizada por el veterano actor finés, Lasse Pöysti, quien lleva sobre sus hombros prácticamente todo el peso de la película. Su interpretación del viejo médico es notable. Con sus gestos, miradas y silencios, trasmite todo el peso que su personaje lleva a cuestas. Por este trabajo, Pöysti fue galardonado con el Premio al Mejor Actor en el Festival de Cine de Bursa, en Turquía.

Otro punto para destacar es el que tiene que ver con la Banda Sonora, donde sobresale la exquisita música clásica orquestal, a cargo del compositor Lasse Eneersen, que contribuye a crear el ritmo y la atmósfera del film.
“Thomas”, interesante debut de Miika Soini. Una película pequeña, intimista, que nos habla sobre el amor, la compasión y la expiación.

Palabras del director Miika Soini, sobre “Thomas”:

“El primer motivo que me llevo a filmarla fue el personaje”, comentó el cineasta. “Si tengo que escoger entre un joven de 20 años y un señor de 83, elegiría el segundo. Me interesan las historias de personas mayores, porque tienen más experiencias que contar”.

Otra de las razones que llevaron al cineasta a realizar “Thomas”, dijo, fue el problema de soledad que padece la gente mayor en Finlandia. “Cada dos días un anciano se suicida en mí país; es un verdadero problema.
Para el joven realizador, “Thomas” “trata de una historia de amor, de cómo alguien tiene que sacrificar al ser que más ha querido para liberarlo de su sufrimiento”. Nadie quiere al anciano, ni siquiera su hija ni sus compañeros, por eso evita todo contacto con ellos”.

PLEGARIAS POR BOBBY

Por: Mario Arango Escobar.

original

RUSSELL MULCAHY

Nació en 1953 en Melbourne (Australia). Su carrera empezaría como director de videos musicales y llegaría a convertirse en un referente de este formato, realizando videoclips para artistas como Elton John, Duran Duran, entre otros. En el campo de la realización cinematográfica, es reconocido por “Los inmortales/ Highlander” (1986). Fantásticas aventuras de una raza de humanos que poseen el don de la inmortalidad.

Otros títulos importantes de su filmografía son:

“Seducción pelígrosa/Blue Ice” (1992). La historia gira en torno a  un ex-agente secreto británico que se ve involucrado amorosamente con la esposa de embajador norteamericano. Dicha relación le llevará a intervenir en un oscuro negocio de tráfico de armas.

“La sombra/The Shadow” (1994). En la ciudad de Nueva York corre el rumor de que una sombra se dedica a combatir el crimen. Nadie sabe nada, solo una joven será capaz de descubrir la verdadera identidad de la persona que se oculta bajo la sombra.

“A contracorriente/Swimming Upstream” (2003). Película basada en hechos reales, nos introduce en la vida de un nadador australiano, que luchando contra los obstáculos que encuentra en su familia, se esfuerza para lograr el sueño de ser un gran campeón.

“La isla misteriosa de Julio Verne/Jules Verne’s Mysterious Island”, (2005). Cinco prisioneros de la Guerra de Secesión Americana escapan en un globo a un destino desconocido. Arrastrados por el viento, terminan por caer en una remota y fabulosa isla, anclada en la Prehistoria y poblada por enormes monstruos carnívoros.

“Plegarias por Bobby”/Prayers for Bobby (2009), película que presentamos en el cineclub.

prayersforbobby2

PLEGARIAS POR BOBBY/PRAYERS FOR BOBBY (2009). GÉNERO: DRAMA. PAÍS: ESTADOS UNIDOS. DURACIÓN: 89’.

Dirección: Russell Mulcahy. Guión: Katie Ford (Libro: Leroy Aarons). Intérpretes: Sigourney Weaver, Ryan Kelley, Austin Nichols, Carly Schroeder, Henry Czerny, Scott Bailey, Rebecca Louise Miller, Susan Ruttan, Lee Garlington, Dan Butler. Fotografía: Thom Best. Música: Christopher Ward.

Sinopsis: Bobby Griffith, un joven homosexual, es rechazado por su madre, una fanática religiosa, que concibe la condición de su hijo como un gran pecado. Ante la incomprensión de su madre, y la angustia cada vez mayor, Bobby tomará una drástica decisión…

La película está basada en el libro homónimo de Leroy Aarons, que a su vez narra hechos reales ocurridos  en Estados Unidos  a comienzos de los años ochenta.

El director Mulcahy haciendo uso de una narrativa tradicional, muy cercana al cine clásico, nos introduce, con lujo de detalles, en la historia de Bobby Griffith, un muchacho adolescente que vive con su familia, perteneciente a la Iglesia Presbiteriana. Su madre, Mary (Sigourney Weaver), asume sus creencias religiosas con un fanatismo exacerbado, y ello lo trasmite a sus hijos y a toda su vida cotidiana.

Bobby es homosexual, y tratando de liberar la angustia que su condición le produce, recurre a su hermano mayor, quien a pesar de prometerle que guardará su secreto, le cuenta a la madre lo que está ocurriendo.

El drama crece y la situación de Bobby empeora, pues es rechazado por su mamá, y esto significa un duro golpe para él.  No obstante, decide intentar cambiar su vida a través de las opciones que su madre le plantea y asiste confiado a las consultas con una sicóloga que afirma que puede curarlo. Mary, por su lado, se refugia cada vez más en la religión, y abruma a su hijo con sermones y citas bíblicas que condenan la homosexualidad.

Ante la presión familiar, y la angustia que cada día es mayor, Bobby opta por irse de su casa para lograr un poco de independencia. Logra encontrar un chico que se convierte en su amante, y consigue con esta relación darle un poco de aire nuevo a su existencia. Pero las crisis de Bobby, ante el rechazo de su madre continúan y su estado emocional se deteriora más y más…hasta que finalmente decide acabar con su vida, lanzándose de un puente en la autopista y muere instantáneamente…

En este momento la historia, que parecía terminar, toma un nuevo giro, que a mi parecer es el que le da sentido a la película.

Ante la muerte de su hijo, Mary se siente culpable, e inicia un camino de sanación personal, que le permite valorar lo grande que era su hijo. Comprende que desde siempre, Bobby fue un niño diferente, y decide sumarse a los grupos que luchan por los derechos de la comunidad  LGBT, convirtiéndose en una verdadera líder.

Uno de los puntos a destacar del film es el que tiene que ver con las actuaciones de los dos protagonistas. Ryan Kelley, en el papel de Bobby nos brinda una interpretación magistral, encarando su personaje con gran realismo, y haciendo gala de sutiles detalles que trasmiten toda la angustia y el sufrimiento interior que vive su personaje. Por su parte Sigourney Weaver, en el papel de Mary logra una actuación que da cuenta de su experiencia actoral, asumiendo su personaje de madre de manera extraordinaria, lo que le valió una nominación a mejor actriz principal en los Globos de Oro y los Screen Actors Guild.

La película equilibra de manera muy acertada el pensamiento de ciertos grupos religiosos, retrógrados con otros más progresistas, para quienes lo primordial es el ser humano, aceptándolo como es.

“Plegarias por Bobby”, es un film que nos plantea una profunda reflexión sobre la intolerancia, y sobre el fanatismo religioso, y lo malsano que pueden llegar a ser sus postulados, que en muchos casos arruinan la existencia de las personas “diferentes”.

Premios:

2009: Nominada Globo de Oro: Actriz en una Miniserie o Película para TV (Weaver). 2009: Emmy: Nominada a Mejor Telefilm y Actriz (Sigourney Weaver).

TOMBOY

Por: Mario Arango Escobar.

Céline-Sciamma-299x192CÉLINE SCIAMMA

Nació en 1980 en Pontoise (Francia). Después de estudiar Literatura, inicia su formación como guionista en la Fémis (Escuela Nacional Superior de los Oficios de la Imagen y el Sonido). Cuando termina sus estudios, se dedica a trabajar escribiendo guiones para cine y TV.

Realiza su primera película “Lirios de agua/Naissance des Pieuvres” en el año 2007. Es la historia de tres chicas adolescentes que comienzan a descubrir la amistad, el deseo y la sexualidad, durante el verano en las afueras de París. Presentada en la sección Un Certain Regard del Festival de Cannes 2007. También fue nominada a un César en 2008, en la categoría de Ópera Prima.
En 2011, continuó su exploración de emociones infantiles y pre-adolescentes con Tomboy, película que presentamos en el cineclub.

Tomboy_54372972294_53699622600_601_341TOMBOY (2011). GÉNERO: DRAMA. PAÍS: FRANCIA. DURACIÓN: 82’.

Dirección y guión: Céline Sciamma. Intérpetres: Zoé Héran, Malonn Lévana, Jeanne Disson, Sophie Cattani, Mathieu Demy, Cheyenne Lainé. Fotografía: Crystel Fournier. Música: Para One.

Sinopsis: el film nos introduce en la vida de Laure, una niña pre-adolescente, que recién se ha cambiado de residencia. Aprovechando que nadie la conoce, y que por su aspecto y vestimenta la confunden con un niño, decide hacerse pasar por Michäel.
Comienza entonces la mentira, y Laure/Michael (Zoé Héran), debe asumir una doble vida. En su papel de Michael, es un muchacho como los demás. Juega al fútbol, pelea, se baña en el río, y hasta logra despertar la atención de Lisa, que enamorada de él, termina dándole su primer beso. Todo funciona perfectamente, gracias a la complicidad de Jeanne (Malonn Lévana), su hermana pequeña, que se siente feliz y segura de tener un hermano mayor que la defienda.

En la intimidad de su casa, Laure no tiene, al parecer, ninguna dificultad para ser ella misma. Su madre, más preocupada por ultimar los preparativos de su próximo parto, no parece prestarle mayor atención a lo que ocurre con su hija. Su padre, de alguna manera, acompaña sus decisiones. Esto permite que Laure abandone totalmente, los pocos rasgos femeninos que aún conserva y emprenda la búsqueda definitiva de su propia identidad sexual.

Sin embargo, viene el momento en que Laure debe iniciar el nuevo año escolar. En este medio, la complicidad familiar no es suficiente. El secreto es develado y Laure debe soportar la más cruel de las humillaciones: dar a conocer su verdadero sexo a los nuevos compañeros.

Con gran sensibilidad, Céline Sciamma construye una lúcida aproximación al universo de Laure, esa niña que habita en un cuerpo equivocado, pero que no renuncia a vivir plenamente. No obstante la evidente angustia que implica mantener su secreto, se las ingenia para lograr la aceptación de su grupo.

La novel cineasta francesa, emplea una narrativa minimalista, llena de poesía y de ternura, y en su compañía seguimos a Laure en su cotidianidad. Nos complacemos viendo su buen desempeño en la cancha, somos sus cómplices cuando la emprende a puños con otros niños, pero también sufrimos con ella, en esos momentos en que sus amigos están a punto de descubrirla…

Si destacable es el trabajo de Sciamma, no menos importante es el que realizan las dos pequeñas, pero grandes actrices. Malonn Lévana nos cautiva por su espontaneidad, pero es Zoé Héran, quien se gana todos los reconocimientos al asumir con tanta propiedad un personaje demasiado complejo.

Paralelo al acertado tratamiento de la identidad sexual, como tema principal de “Tomboy”, encontramos en esta película un acercamiento hermoso al mundo de la niñez, con los juegos infantiles compartidos en grupo, en medio de una Naturaleza que es captada en toda su dimensión estética, pero también están, recreados bellamente, los momentos compartidos en la intimidad del hogar. Momentos en que la cámara de Céline se pone al nivel de los niños, para reforzar esa atmósfera de intimidad y cercanía.

En definitiva, estamos ante una película hecha por alguien que investigó el tema, que supo acercarse a una realidad que a veces desconocemos, negamos o no le prestamos la seriedad que merece. Una historia que pretende educar y abrir mentalidades, que aún permanecen cerradas. Su tratamiento, hecho con gran respeto y veracidad, hace de “Tomboy” una película imprescindible, no sólo para los amantes del buen cine, sino para cualquier ser humano.

Premios:

2011: Festival de Gijón: Premio del Público.